Google+ Seguidores Goticos

¡Seamos Más Seres De La Dulce Soledad Gotica! Unete

lunes, 29 de octubre de 2012

MUERTE

En lo alto de aquella torre...acostada en aquel ataúd, el violín de mi esclavo suena como un himno fúnebre, lilas y rosas negras adornan el alrededor del ataúd…las cortinas de satín son movidas por el viento. Mis ojos están cansados de llorar, mis labios ya no dicen nada, están sellados un poco resecos, veo mis manos pálidas y heridas…ahora nada tiene sentido para mí, no sé si ahora cora
zón tenga…ya que morir lo deje, pudriéndose solo…solo como ahora lo estoy.

Toca esclavo mío…sigue tocando esa melodía fúnebre y hermosa, para que la muerte venga a mi búsqueda, ella ah sido la testigo de mis asesinatos, de cuando mortal era, de mis romances y venganzas…esclavo mío no te detengas te lo pido, ni llores por esta vampiro con una metamorfosis incompleta, por este ser oscuro con un corazón de ángel, que por tal su vida quiere arrancar, vamos sigue tocando mientras el amanecer espero para que queme mi piel y mis cenizas el aire las esparza.

Ahora estoy de pie, sigo ahogándome en lagrimas, en mi mente se dibuja aquellos momentos que me llenaron de alegría y gloria, también aquellos momentos que me convencieron para dejar de existir, mis recuerdos dolorosos crueles sigue ahí…

Siento tu presencia…pero no me importa, nada me hará cambiar de opinión, tú me dejaste al olvido no es así… ¿a qué vienes ahora? Vienes a convencerme de que nada existe para mí. Dime qué quieres…beber mi sangre, poseerme…hazlo qué más da, por dentro estoy muerta, en mi rostro ya no se dibujara una sonrisa, al igual que mi cuerpo pálido el cual si es herido no siente nada, el dolor y la melancolía me han consumido.

Ahora mirare la luna, me sentare al barda de la torre para esperarla muerte, sin antes de pasar la daga por mis venas, compartiré mi sangre dulce y oscura con el viento y con la noche, tal vez vengan las bestias para que me maten de una vez…o tal vez no, pero antes de que muera solo queda decirte que a pesar de tu frialdad, a pesar de que hiciste que en mis propias me ahogara y me terminaras de convencer de que ser así no tenia caso por la bondad que en mi corazón guarda, que incluso con un ángel me seria confundido…admito que hubo momentos que me llenaron de vida y alegría…de otra vez sentir.

Bien nada es eterno, salvo la soledad y el dolor, la felicidad dura un instante…

Ahora vete te perdono se feliz aunque lo dudo porque tu maldito pasado te condena, atrapado en melancolía pero que mas da trate de ayudarte y te dio lo mismo.

Tengo un poco de sueño, una pesadez siento dentro de mí…caeré mientras mi esclavo sigue tocando…

Eh caído en el jardín donde están mis rosas blancas las cuales con mi sangre algunas se volvieron rojas y otras negras, las espinas se clavan en mi piel, una cruz de hierro qur adorna dicho jardín se atraviesa en mi corazón, estoy temblando y no de miedo, cierro los ojos llenos de lagrimas , llegas ante mí, el aroma de las rosas se mezcla con el de la sangre, me tomas, me besas pero ahora ya no despierto, déjalo así quieres…la muerte me ah llevado con ella, ahora se ah dibujado una última sonrisa, la sonrisa de paz que te atormentara .